[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


La alcaldesa de Las Regueras, asegura estar buscando soluciones, un crédito para acometer nuevas obras en la red de aguas, o bien solicitar ayuda a CADASA.

Publicado el 25/07/2016

Esta última semana el concejo de Las Regueras vuelve a ser noticia por el recurrente problema de abastecimiento de agua, principalmente en la zona del Escamplero.

Tras manifestarse varios grupos políticos  hemos querido recabar la opinión de la alcaldesa Mª Isabel Méndez, que al respecto ha sido bastante clara y ha manifestado lo siguiente:

Dice ser consciente del problema y ha intentado buscar soluciones por todos los medios posibles. No en vano esta primavera, con cargo a las Consejería de Infraestructuras, se han llevado a cabo importantes trabajos de mejora en 4.233 metros de la tubería existente entre el depósito de Escamplero a Rañeces, desde aquí a Tahoces y Campanal y un tramo entre la cantera y el depósito de Marinas. Los trabajos realizados no son suficientes para atajar el problema que surge sobre todo en el verano, y tanto ella como su equipo siguen trabajando para poder seguir cambiando la red de aguas.

Quiere dejar constancia de que en el manantial de La Mofosa (Cogollo) hay agua suficiente para seguir abasteciendo a todo el concejo, y también como lo viene haciendo a zonas de Oviedo tales como Castiello. Todo el sistema de bombeo es nuevo y no plantea problemas, el único inconveniente es la red de tuberías del municipio, esta es la que falla y origina continuas averías, que son las causantes de los recientes cortes de agua que de nuevo han desencadenado la polémica. 

Por otro lado señala que se han encontrado con un consumo desmesurado del agua para usos no domésticos, tales como riego de jardines, de fincas de árboles y llenado de piscinas. Nuestra prioridad es garantizar el agua para el uso domestico, este es el contrato que el Ayuntamiento tiene con los vecinos y que viene recogido en nuestro reglamento municipal, los otros usos requerirían de un contrato especial. 

Todo lo anterior nos ha llevado a la necesidad de lanzar un bando puntual con la prohibición de usar el agua domestica para el riego y llenado de piscinas. Como he dicho somos conscientes del problema existente y lo que queremos es garantizar que un vecino tenga agua para beber y ducharse.

Ha estado en el Ayuntamiento un diputado de IU llamado por el grupo Independientes para intentar buscar soluciones ¿ha hablado con él?

Sí, y es bueno que todos se impliquen.

Al final buenas palabras y buenas intenciones tenemos todos. Hace unos meses todos los partidos políticos apoyaron en la Junta la mejora de la red de agua en nuestro concejo, fantástico, pero el tema es el dinero, esos mismos partidos no apoyaron los presupuestos y hubo que prorrogarlos, en la práctica la solución no es tan fácil, nos quedamos sin partida presupuestaria.  En la Consejería de Infraestructuras son conscientes de nuestras necesidades, allí picamos de continuo reclamando ayuda pero dinero hay el que hay.

¿Qué soluciones están barajando?

Una de ellas pedir un crédito para acometer las obras, ya hemos tenido varias reuniones al respecto.

Seguir insistiendo en Consejería, aunque como he dicho ya conocen nuestro problema y buscan soluciones.

Hemos contactado recientemente con CADASA y en breve hablaremos con ellos buscando de esta forma otras formas de suministro en zonas tales como Escamplero y Marinas.