[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


Paco González entre castañas y madera de castaño

La exposición de muebles tallados por él cautivó en el XIX Certamen de la valduna en Las Regueras

Publicado el 11/11/2018 El tapin Paco González entre castañas y madera de castaño

Paco González es miembro de la Comisión de Montes de Valduno y un experto en la variedad de castaña valduna, como tal formó parte del jurado que calificó los mejores lotes de este producto otoñal en el XIX certamen que se celebró a lo largo de este fin de semana en Las Regueras.

Pero el éxito de González y también de la muestra radicó en la exposición de muebles de madera de castaño tallados por él que presentó al público. Los visitantes llegaron a hacer cola para ver y tocar, pese al cartel que invitaba a no hacerlo, las mesitas de noche, los marcos para cuadros, las estanterías y sobre todo las consideradas mayoritariamente obras maestras, el cabecero, la masera y el arca. Hubo quien llegó a ofrecer hasta 3.000 euros por hacerse con la masera… González no cayó en la tentación “todo esto ya forma parte de la decoración de mi casa, y además yo no trabajo para vender, es solo un pasatiempo”.

Se inició en la talla de madera hace unos 8 años “antes yo no sabía lo que era un formón”. Acude una vez por semana al centro de formación El Prial de Infiesto, 3 horas de clase que comparte con chicos jóvenes “es una maravilla ver como aprenden con rapidez y el gran interés que demuestran”. Allí comienzan por lo básico, cortan la madera de castaño, luego la desgrosan y la cepillan “hacemos lo mayor, después en casa continuamos con la tarea, donde yo le dedico como mínimo unas 6 horas semanales. Es como volver a la escuela, la base es la geometría y el compás. Lo mas complicado es hacer por ejemplo las colas de milano en un arca”. (Las colas de milano sirven para ensamblar las piezas y se han de unir a la perfección).

Paco asegura que lo principal es tener mucha paciencia “hay ocasiones en las que te obcecas con algo, lo mejor es dejarlo un tiempo para retomarlo con tranquilidad después. Es una tarea que relaja, si te gusta claro.